Conmovido por la estupenda pesca de atunes que le llena de orgullo y satisfacción, el costarricense Maynor Mora Castillo recurrió nuevamente a su devoto y celestial agradecimiento 'por los buenos momentos de pesca'.

'Como siempre -expresó al compartir sus bondadosas capturas- doy gracias a Dios por los buenos momentos de pesca'.

Mora Castillo es un pescador tico originario de Quepos -una ciudad en la costa pacífica del centro de Costa Rica- que trabaja en Bahía Drake y aprovecha sus muy buenos ratos de esparcimiento para echar la línea en busca de grandes peces.

Fue el caso de dos tunas que atrapó con carnada y popper y con pesos de 60 y 120 libras que lo llenaron de placer y le motivó a extender un agradecimiento providencial: ¡Gracias a Dios por los buenos momentos de pesca', selló.

Únete al Whatsapp Big Fish: (Click) Unirse