Vaya sorpresa y misterio desencadenó el hallazgo por parte de un pescador estadounidense de una trucha arcoiris que en su cola llevaba ¡un anillo de bodas!, presuntamente 'maldito'.

El pescador Jim Nelligan compitió en un torneo de pesca en el lago Michigan, en Chicago, pero lo que encontró en su captura no solo fue una trucha, sino una sortija con un pequeño diamante y la inscripción SDH Steel, propiedad del capitán Jason Rose.

Según lo que medios digitales replicaron, entre ellos el Chicago Sun Times, el hombre estuvo casado durante diez años, pero cuatro atrás se divorció de su esposa, aunque sin deshacerse de la joya.

Perturbado por tantos desencuentros en su matrimonio -de acuerdo con lo difundido-, Rose decidió desprenderse del 'símbolo de su amor' el pasado 4 de mayo de una forma inusual: atar la argolla a la cola de un pez y soltarlo al lago Michigan.

Pero el capitán creyó que jamás darían con el paradero del anillo hasta que el pasado 21 de junio alguien (Joe Penar, quien se encontraba en un barco de Jim Nelligan llamado Grey Lion II) lo halló durante una competencia de pesca y lo reportó.

Cuando se llegó con el dueño original, éste reveló los detalles y motivos de su atípica decisión de desencadenarse de un anillo que en su momento fue muestra de su amor por su esposa.

Para ello, Rose confesó que utilizó un precinto para atar el diamante de bodas a una trucha arcoiris que atrapó y soltó el 4 de mayo.

Únete al Whatsapp Big Fish: (Click) Unirse