Basado en su alto sentido de responsabilidad, un pescador hizo la captura de su vida, pero dejó ir el ejemplar (un atún rojo de 600 libras, o 270 kilos) por no estar la ttripulación en condiciones de atrapar con fines comerciales.

Medios difundieron que Dave Edwards y su grupo de West Cork Charters pescaban atún rojo frente a la costa de Irlanda cuando enganchó un monstruoso pez, el primero capturado después de días de pesca.

El más grande en la costa irlandés

Un enorme ejemplar que pesaba 600 libras (270 kg) y medía ocho pies y medio de largo se ha convertido en el más grande capturado en la costa de Irlanda este año, pero a pesar de valer millones de euros, el pez fue liberado a propósito.

El pescado podría haber valido más de 3 millones de dólares, pero la tripulación no estaba en el agua para pescar atún con fines comerciales.

Ellos participaban en un programa de captura y liberación para ayudar a establecer en cuánto ha disminuido el atún rojo.

David Edwards, de West Cork Charters, con sede en Courtmacsherry, enganchó el pez a tres millas al Sur de su base en el Sur de Irlanda, y etiquetó al animal antes de dejarlo ir.

El pez era tan grande que Edwards dijo que tenía que medirse en el agua.

Medios revelaron que el atún rojo puede alcanzar un precio mucho más alto dependiendo de cuándo y dónde se pescan y venden.

En enero de 2019, en la primera subasta de pescado en Tsukiji en Japón, se vendió un atún rojo que pesaba poco más de 600 libras por un récord de 3 millones de dólares.

(Fuente: Fox News y The Independent)

Únete al Whatsapp Big Fish: (Click) Unirse