En tiempos del coronavirus (Covid-19), un pequeño gigante de la pesca deportiva, Roy Amir Abadia, emerge con un gratificante y conciliador mensaje que alimenta las expectativas al lado de su padre, el colombiano naturalizado mexicano, Raúl Eduardo Abadia Martínez.

También podría interesarleRaúl Eduardo Abadia alista ruta hacia Panamericano

El pequeño, inculcado por su papá, empezó a practicar el fascinante deporte de la caña y el carrete desde hace 10 años, pero fue apenas hace dos cuando decidió entrar a su primer torneo formal.

El pequeño gigante de la pesca deportiva es protagonista de un video que Pescadores Deportivos de Tabasco -órgano rector de la disciplina en el Edén- no dudó en compartir en su página oficial de Facebook y que es muy oportuno en estos días de asueto por la cuarentena ante la emergencia sanitaria por el Covid-19.

La familia Abadia. Foto: Cortesía

'La pesca deportiva son muchas cosas: es mover la lancha, sacar el anzuelo, mover la caña, son muchas cosas', expresa el talentoso pescador. Y añade en su disertación teórica y práctica: 'Mucha gente piensa que la pesca deportiva es solamente esperar, esperar, esperar, pero no realmente realmente lo que es'.

En su mensaje dice que lo que más le gusta es 'agarrar el pez' y lo que le desagrada es el calor, si bien a este último clima 'uno termina por acostumbrarse'.

¡Disfrútelo!

Con su padre, su guía, su maestro.
Una familia unida en la pesca deportiva.

Únete al Whatsapp Big Fish: (Click) Unirse