Movido por su instinto de sobrevivencia, un tiburón punta negra dio muestras de su naturaleza férrea y, aunque al final murió, pudo nadar buen tiempo en busca de comida pese a perder gran parte de su cuerpo en un 'feroz ataque caníbal' minutos antes.

LEA TAMBIÉN: Captura de tiburón en escollera causa alboroto en Tamaulipas

La 'dantesca' escena, videograbada por el científico español Mario Lebrato en costas de Mozambique, permite saber que el tiburón 'zombie', como le llamaron internautas más tarde en redes sociales, buscó afanosamente sobrevivir y se dedicó a nadar unos 20 minutos para conseguir alimento antes que diera el último suspiro.

Medios digitales revelaron que Lebrato grababa cuando se percató de 'algo que me impactó'. Y ese 'algo' era que el tiburón océanico de punta negra estaba 'a medio comer' y cazaba presas pese a que perdió gran parte de su cuerpo. Lo más sorprendente es que el temible ejemplar fue capaz de nadar durante buen espacio a pesar de sus condiciones adversas.

Por supuesto que el escualo, cuya especie alcanza a medir unos 1.6 metros, no tenía ninguna oportunidad contra sus oponentes que pueden llegar hasta más de tres metros de longitud.

SUSCRÍBASE A NEWSLETTER

Precisamente por esta razón (mutilado y todo), el animal dio la apariencia de ‘tiburón zombie’, como fue bautizado en redes sociales, y nunca se arredró ante sus adversarios pese a sus condiciones.

LEA TAMBIÉN: Cómo frenar heridas y disminuir muertes por ataque de tiburón

Y, aunque siguió en su lucha y pudo escapar del lugar donde se encontraban otros tiburones, el animal acabó por fallecer a los 20 minutos, justamente el tiempo que duró en buscar sobrevivir.

SUSCRÍBASE A YOUTUBE

'Los tiburones se comen a los tiburones, eso es sabido, pero es muy difícil grabarlo y documentarlo', dijo el científico en medio de su asombro por la 'dantesca' escena grabada en el mar.

Únete al Whatsapp Big Fish: (Click) Unirse