Tres pescadores mazatlecos experimentaron una singular vivencia cuando, al salir a pescar en busca de unos buenos peces toro, se toparon efectivamente con una especie acuática, pero que no era un pez, ¡sino un pelícano!

Esta ocasión, Carlos Javier Betancourt Cárdenas, Jesús Castillo y Rogelio Guerra -miembros los tres del Escolleras Fishing Team- se apostaron en la muy bondadosa zona de La Escopama, en las inmediaciones de Océanica, y, al cabo de algunos minutos, el ave pelecaniforme se abalanzó sobre el señuelo...y terminó enganchado.

Jesús Castillo, uno de los tres 'mosqueteros' que hoy tuvieron gran pesca. 

Gratificante experiencia

Salvo para uno de ellos (Jesús Castillo), no es la primera ocasión que estos diestros pescadores tienen una experiencia así, pero ésta resultó especialmente placentera y enriquecedora dado que estos amigables pescadores tuvieron no solo la responsabilidad de liberar a la especie tan pronto como cayó prendida, sino la preocupación y delicadeza de desenredarla con el sumo cuidado de no lastimarla.

Rogelio Guerra prendió una mantarraya que no dudó en liberar.

Y, aunque ese día salieron muy buenos toros, particularmente de los señuelos lanzados por Castillo y Guerra, el pelícano fue el único y más grande de la especie capturada por Betancourt en un acontecimiento que, al final, resultó relajante y divertido por tan singular 'invitado especial'.

Motivado -igual que sus compañeros- por el comedero de toros que se atisbaba en la playa, Betancourt tiró un Ranger en busca de uno de ellos y el destino lo jaló al pelícano, que pronto quedó enganchado.

Una paleta de 750 gramos de Rogelio Guerra.

Al final, Castillo prendió nueve toros, de los cuales cuatro fueron liberados, y Guerra sacó una mantarraya que fue devuelta a su hábitat, además de una paleta de 750 gramos y otros tantos toros para la botana dominical.

Se le fueron, para su mala suerte, varios jureles más en una experiencia que, sin embargo, quedó para el anecdotario y lo motivó para programar una nueva ida el próximo miercoles, el primer día del -para entonces- naciente 2020 en espera de una mejor cosecha en La Escopama.

Uno de los toros prendidos con una cuchara por Jesús Castillo.

Únete al Whatsapp Big Fish: (Click) Unirse