Uno de los temas que muy poco nos hemos planteado y que realmente es interesante, sin duda es sobre el qué tanto influye el color de los anzuelos.
Aunque lo hemos tomado poco en cuenta, nos obligó a investigar y consultar al respecto y podemos considerar, aunque sin afirmarlo rotundamente, que no son de esos artículos que son diseñados para atrapar pescadores y no peces. Pero acá te dejamos un poco el resultado de esta breve investigación realizada por Big Fish.

Rojo: Es un hecho demostrado que el rojo es el primer color que desaparece bajo el agua por su falta de refracción con la luz, por lo cual aunque no es muy usado por los pescadores, es quizás por no tener en cuenta este detalle. Es recomendado para pescar con cebos pequeños, entre ellos lombrices.

Azul: para pescar peces pequeños con asticots (gusanos generalmente de entre 4 y 12 mm dependiendo de su estado de desarrollo).

Bronce: Los anzuelos color bronce son esquivados por muchos por el tema del reflejo del sol y la luna llena, que delataría el engaño entre la carnada que lo rodea. Asimismo, es el más usado para la mayoría de las pescas con cebo natural y para confeccionar los señuelos artificiales.

Dorado: para pescar peces pequeños con semillas, ejemplo boga. 

Negro: Se los denominan anzuelos yodados. Se caracterizan por durar más la punta, además de que tienen más resistencia para no doblarse.