Cuando el pejerrey “come mal” o desconfiadamente, como en los días de mucho frio, o tienen boca chica, la muerte del mismo ocupa un lugar fundamental en el éxito o no de la jornada de pesca. Para estos casos, conviene usar anzuelos de muerte bien baja, como los Gamakatsu Akita Kitsune Brown, que harán que clavemos hasta aquellos que son difíciles de capturar.

En resumen, cuando mas próxima a la punta del anzuelo este la muerte, mas éxito tendrá con los peces desconfiados.

Por ultimo, recuerde que si quiere practicar íntegramente la pesca con devolución, un anzuelo sin muerte ayudara a que el pez casi seguro pueda ser liberado con la vitalidad necesaria como para poder sobrevivir; si cuenta con la misma, aunque aun puede sobrevivir, seria en un menor porcentaje de éxito.

Recomendados: 

Gamakatsu Akita Kitsune Brown

Owner 53127 (de muerte alta, pata larga y ojal chico, para el río de la plata comúnmente)

Hato Kamasu 67101

Worm 319, ecológico, que hace que el pejerrey no se lo trague.

Con información de Pescadordeportivo.net